«

»

Revival: Todo Vuelve. Data Chiller

Las tendencias de refrigeración de centros de datos las marcan, en gran medida, los fabricantes de TI. Y así hemos visto cómo las infraestructuras físicas, concretamente las de climatización, siempre se han adaptado al diseño, la configuración y los tipos de servidores fabricados en cada momento. Curiosamente ahora la tendencia es volver a refrigerar como en los años setenta. En esa década los supercomputadores eran tan grandes y con tal carga térmica que la única forma eficiente de refrigerarlos era mediante serpentín de agua fría en el interior del ordenador. En estos casos se instalaban los data chiller, enfriadoras de agua que se conectaban directamente a los equipos.  Todo un clásico que vuelve a versionarse como una nueva tendencia bajo la denominación de refrigeración líquida.

En la década de los 70 existían equipos que refrigeraban los servidores de los centros de datos con agua. Se les conocía como Data Chiller. El concepto era el siguiente: refrigerar los servidores de los centros de datos con agua y no con aire. Una tecnología de 1973 que cayó en desuso porque dejaron de fabricarse servidores para refrigerar con líquidos.

Equipos de refrigeración líquida años 70

Pero como todas las tendencias, pasa el tiempo y surge una reinterpretación de las mismas. Ahora bajo el nombre de refrigeración líquida pero ¿Estamos hablando del mismo concepto?

Eficiencia energética

La refrigeración líquida, también conocida como refrigeración por inmersión es un modo de mejorar significativamente la eficiencia en el proceso de eliminación de calor en un centro de datos. Se puede refrigerar con agua o con líquidos equivalentes que tengan mayor poder calorífico o que en caso de fuga, evaporen. Por tanto, se puede refrigerar con gases refrigerantes líquidos.

Alternativas hay ahora más que en la década de los 70 del siglo pasado pero el concepto subyacente no ha variado tanto.Sin embargo, para que esta tendencia se imponga en el mercado es necesario que comiencen a suministrarse equipos capaces de refrigerar mediante líquidos. Es decir, suministrar servidores para que el líquido llegue directamente al chip. De esta manera, los equipos de aire acondicionado en lugar de ser los encargados de enfriar el calor de la sala, enfriarán directamente el chip del ordenador. En este sentido, la refrigeración líquida es un modo de mejorar significativamente la eficiencia en el proceso de eliminación de calor.

Dicen que todo vuelve. Era cuestión de tiempo que los Data Chiller se reinterpretaran. Nosotros desde CliAtec hemos querido hacer nuestro particular revival.