«

»

Cómo controlar la temperatura en un CPD para ser más eficientes

Que la eficiencia energética es una prioridad permanente en los centros de datos es algo indiscutible pero cómo alcanzarla a través del control de la temperatura y la climatización se ha convertido en tendencia. En este camino hacia la reducción del consumo energético dos son los factores clave: un correcto acondicionamiento de las salas y los sistemas de freecooling.

De todos estos temas se hablaron en el desayuno de trabajo organizado por Data Center Market con los expertos del sector para analizar el papel decisivo de la climatización en los centros de datos y la tendencia a subir algún grado la temperatura del CPD para hacer estas instalaciones más eficientes.

En esta búsqueda de la eficiencia energética, la tecnología del freecooling se está adoptando como uno de los métodos principales para refrigerar un CPD. El freecooling es una técnica de Green IT que puede reducir drásticamente la factura energética de nuestro Data Center.  Básicamente consiste en permitir el ingreso de aire exterior dentro de los edificios que albergan los Data Center por medios mecánicos y controlados para su enfriamiento.

Data_Center

Y es que la temperatura en el centro de datos es esencial por dos motivos: mantener el SLA y optimizar la eficiencia. Y ahora la pregunta, ¿cuál es la temperatura en un CPD? En una normativa técnica que la Ashrae elaboró con la participación de diferentes fabricantes como Fujitsu, HP o IBM, fijó la temperatura entre 24 y 32 grados en entrada de aire frío en servidor.

Desde nuestra compañía, CliAtec, recomendamos 27 grados en inclusión de pasillo frío y tener una temperatura homogénea en el mismo. La cuestión clave en este aspecto es tener bien controlada la gestión del aire frío porque si no, no se puede subir la temperatura. En este blog ya hemos hablado al respecto y recomendado las temperaturas para retornos libres y directos.

Fabricantes y proveedores de servicios no dudan acerca de la conveniencia de elevar la temperatura para lograr esta eficiencia energética pero uno de los principales obstáculos es que el propio cliente muchas veces desconoce las cargas térmicas que genera y debe soportar su CPD. Esta realidad abre las puertas a las auditorías en climatización que pueden ayudarle a conocer mejor su situación. Aunque las estrategias de climatización son diferentes para diseños nuevos, que permiten perfilar la estrategia de salas nuevas, arquitectura, etc, que para auditorías para clientes que ya cuentas con un CPD en el que es necesario rediseñar sus salas.

Como conclusión al desayuno de trabajo, mencionar el éxito del freecooling como técnica que se ha impuesto su supremacía en los centros de datos durante los últimos años. Todos los expertos asistentes coincidieron en resaltar su valía para todo tipo de entornos, incluso para ubicaciones cálidas como Extremadura o Andalucía. En esta materia, Saúl Varela, director general de CliAtec, señala que el freecooling sí que sirve para cualquier entorno. En su opinión, el factor clave va a ser el lugar dónde esté ubicado el CPD y la temperatura exterior.